✪ Tanto si piensas que puedes como si piensas que no puedes ESTAS EN LO CIERTO

Lejos de ser una frase hecha “querer es poder” es una de las afirmaciones más ciertas que existen. Y es que Son ya muchas las evidencias científicas que han demostrado el poder del pensamiento, tanto en sentido positivo como en sentido negativo. Esto es lo que venía a decir Henry Ford con su famosa frase: Tanto si piensas que puedes como si piensas que no puedes ESTÁS EN LO CIERTO. Y lo estás porque tus pensamientos y tu actitud son el motor de tu vida.

El poder del pensamiento.

El ser humano tiene la capacidad de controlar todo lo que piensa (aunque la práctica sea algo menos naïf que la teoría). Y es que… nuestros pensamientos determinan nuestra realidad. Por eso hay gente que parece lograr todo lo que se propone y otra a la que nada le sale bien. Y NO. No es la mala suerte la culpable de sus problemas.

Quien me conoce sabe que no me da pena (casi) nadie. No me parece un sentimiento noble, que espero no provocar nunca, pero bueno, no es el tema que nos ocupa. Frases como “es que la vida me lo pone muy difícil” me ponen bastante del hígado, porque suele ocurrir quien las pronuncia se queja de un problema previamente buscado. Así que no, no me das pena. La vida no te lo pone difícil, te está dando lo que has pedido a gritos.

Seguro que conoces a gente que ha pasado por circunstancias duras en su vida y las ha superado con una sonrisa. También personas que se ahogan en un vaso de agua cuando tienen la solución a su alcance. Peor incluso, otras no paran de lamentarse por cosas que realmente no tienen solución.

¿A qué tipo de persona te gustaría parecerte?

Unas son las que creen que pueden. Otras las que creen que no pueden. Y la única diferencia entre ellas es la actitud ante los problemas y retos a los que se enfrentan.

Espero que este post te ayude a reflexionar, pero sobre todo a ponerte manos a la obra. Así que te dejo algunos de los libros que me llevaron en su día a dejar de creer en mi mala suerte, además de mi nueva lámina descargable.

Es evidente, que una lámina con una frase motivadora NO va a obrar el milagro y no te va a convertir en una persona exitosa de la noche a la mañana. Y siento decirte que no vas a empezar a conseguir todo lo que te propones sólo por pensarlo. Pero si va a ayudarte a una cosa: a recordarte cada día que debes trabajar en ello y lo más importante: no dejar de intentarlo.

Así que es un buen comienzo descargarte la lámina, imprimirla y dejar que te recuerde que tienes el poder de controlar tus pensamientos.

Por supuesto siempre, que sean racionales. No puedes cambiar de raza, no puedes decir quiero ser negro y serlo. ¿O sí? :) No lo olvides: #attitudefirst.

 

Whether you think you can, or you think you can’t, you’re right